No al Madrid (de momento): Rechazó a Florentino en enero y se pone cláusula para llegar en verano

Cambió de equipo en invierno.

Desde el Real Madrid se tocó la puerta a varios jugadores, con el fin de saber su disposición a integrarse al equipo en el último mercado de invierno. Varios futbolistas veían la posibilidad como un sueño hecho realidad, pero tomaban sus recaudos, ya que subir al máximo nivel puede traer efectos perjudiciales si no se tiene el protagonismo que ilusiona de inicio.

 

Para Krzysztof Piątek recibir la llamada de Florentino Pérez significó una gran oportunidad en su carrera, pero analizando todo el panorama, decidió rechazarlo, debido a que no veía de qué forma Solari podía incluirlo en el esquema base del equipo, sabiendo que el técnico argentino se ha cansado de defender a Benzema como uno de los mejores delanteros del mundo. El polaco al ver que podía perder toda la evolución que estaba teniendo en la Serie A italiana, tomó la decisión de dar un salto de calidad importante, llegando a una de las instituciones más grandes de Italia como lo es el Milan, y sabiendo que, en este caso, el club si lo veía como uno de los titulares para relanzar su proyecto.

 

Esta decisión no quiere decir que el letal atacante haya cerrado la puerta de forma definitiva a la casa blanca, puesto que tiene en su contrato una cláusula para salir por menos dinero si llega una oferta de Real Madrid o Barcelona. A pesar de existir esta opción a futuro entre abierta, serían mínimo 80 millones de euros como base para empezar las negociaciones con los clubes españoles.

De momento Gattuso está encantado con Piątek, y ha dicho: «Los defensas corren hacia atrás porque están preocupados y es más fácil para nosotros desarrollar el juego». 

 

En caso de mantenerse el rendimiento del goleador durante lo que resta de temporada, puede terminar en LaLiga en poco tiempo. ¿Vestirá de blanco o blaugrana?

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información