El piropo de Hazard a Messi que avisa a Florentino Pérez (y al Real Madrid)

El crack del Chelsea habla públicamente

Eden Hazard, sí, o Eden Hazard, no.

La sanción al Chelsea ha removido las entrañas del Real Madrid que ve como el club inglés tensa la cuerda con la venta de Eden.

En Londres no niegan la salida de Hazard, pero disparan la operación alegando que el castigo de dos ventanas sin fichar impuesto por la UEFA lo cambia todo.

Hazard termina contrato en 2020, un hecho que desde el Madrid se quería aprovechar para bajar el precio de venta hasta los 80 millones. El club inglés, ahora, pide un mínimo de 130 y asegura que prefiere retenerlo y arriesgarse a que salga libre en el futuro a quedarse sin su máxima estrella durante el período de sanción.

Una opción, la de seguir en el Chelsea, de la que Hazard no quiere ni oír a hablar. El belga pide al Madrid que facilite el operativo echando el resto y asegura que si este año no viste de blanco, dará por cerrada la opción del Real.

Una presión añadida para Florentino Pérez y compañía que saben que Hazard tiene otras novias, sin ir más lejos un Barça que busca un relevo para Coutinho.

"No hay dos G.O.A.T. (Greatest of All Time). Solo hay uno: él, Leo Messi. Mis dos partidos contra el Barcelona no son mis mejores recuerdos de 2018. No obstante, fui feliz de enfrentarme al Barcelona y a Messi, pero no resultó ser lo que esperaba. Acabé decepcionado. Mis tres hijos estuvieron allí. El mayor es un gran fan de Messi, todos somos fans de Leo. Quería verlo en ese partido, ya que es un jugador especial. En ese partido contra el Barcelona recibo un balón. Y no sé qué hacer con él. Por error lo juego directamente a los pies del oponente. En ese momento, mi hijo grita en la grada: "Mi papá cree que está jugando para el Barça", aseguraba Hazard a principios de año de un Barça, el de Messi, al que el belga y su familia se iría con los ojos cerrados.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información