La salvajada de Bale: la trifulca que arrastra a Benzema, Vinícius y hasta a Modric

El '11' sigue en problemas

Gareth Bale sabe que vive sus últimos meses en el Real Madrid. El galés está señalado y apartado, y no deja de generar problemas. Pero, no se irá así como así y, antes, está dispuesto a generar un incendio.

Solari lo sabe y se arriesga. A pesar de los continuos desplantes del ‘11’ y de las constantes faltas de respeto a sus compañeros, como se vio en el choque en Levante, sigue confiando en sus capacidades.

Así lo demostró en el Clásico, donde fue suplente. Un ‘premio’ que pocos entienden. La decisión de desconvocar a otros cracks como Isco o Mariano para dejar a Bale, que no tiene compromiso, fue, cuanto menos, criticada.

‘El expreso de Cardiff’ es enemigo en su propia casa y el Santiago Bernabéu así lo acreditó, con sonoras pitadas cuando recibió el balón en los 30 minutos que dispuso sobre el campo.

Otra decisión inexplicable. ¿Porqué salió al césped antes que Asensio, por ejemplo? Para colmo, nada más entrar, el Barça anotó los dos goles de la sentencia.

Solari ya tira la toalla. Su paciencia ha llegado al límite y parece que está dispuesto a ‘decapitar’ a Gareth. Y es que, fuera de cámaras, se pudo ver otro ‘show’ lamentable del ex del Tottenham.

Al ser llamado durante el calentamiento, ya para entrar al campo como sustituto, Bale se tomó su tiempo y lo hizo con toda la calma del mundo, a pesar de que el marcador era adverso para el Madrid.

Una actitud, chulesca y pasota, que desquició al entrenador argentino, que le abroncó antes de saltar al terreno de juego.

Es una batalla perdida.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información