Pasa de Messi y llama a Zidane: el fichaje que Florentino Pérez no quiere en el Real Madrid

Un crack, con pocas posibilidades de jugar en el Barça y en el cuadro blanco

Antoine Griezmann tiene claro que quiere abandonar el Atlético de Madrid. El cuadro colchonero se le ha quedado pequeño y busca un salto a un equipo que aspire a la Champions League.

Bajo el mando de Simone, el francés se ha convertido en uno de los mejores jugadores del planeta. Pero necesita más para seguir creciendo. La propuesta del ‘Cholo’, un fútbol ultradefensivo, no favorece sus cualidades, que necesita de un estilo de juego mucho más ofensivo y fluido para lucirlas.

Además, a sus casi 28 años, quiere engrosar su palmarés, que a nivel de clubes solo dispone de una Supercopa de España, una Supercopa de Europa y una Europa League. Títulos de ‘medio pelo’.

El ex de la Real Sociedad ya estuvo cerca de salir el verano pasado, cuando el Barça pagó su cláusula de rescisión, de 100 millones de euros. Pero Griezmann dio un voto de confianza al Atleti, que le prometió un equipo hecho para ganar la Champions.

‘Grizzi’ renovó su contrato, pasando a cobrar 25 millones de euros netos al año y elevando la cláusula hasta 200 ‘kilos’, una cifra que no es barrera para ningún gran club.

 

¿Resultado? Eliminados de la Copa del Rey por el débil Girona, sin opciones de pelear por la Liga Santander y humillados en octavos de Copa de Europa por la Juventus.

Antoine no aguanta más. No se cree más mentiras. Ya está convencido: si quiere seguir creciendo, necesita irse a un grande de verdad. El Atlético no lo es.

El Barça, en este sentido, volvía a ser el favorito para reclutarle. Pero, tras el fichaje de Frenkie de Jong y la probable llegada de Matthijs de Ligt, no disponen del dinero suficiente.

Además, Messi ha dictado sentencia. Si no quiso venir el año pasado, este no le dejarán llegar. El tren azulgrana solo pasa una vez en la vida y Griezmann lo desperdició. Mala suerte.

Griezmann no ha tardado en buscar una alternativa al cuadro culé. Y dicha alternativa es el Real Madrid, donde podría ser entrenador por uno de sus ídolos, Zinedine Zidane. El proyecto blanco necesita de un líder y ese quiere ser el francés, que sabe que las opciones de levantar la ‘Orejona’ en el Santiago Bernabéu son elevadísimas.

Pero Florentino Pérez y el propio ‘Zizou’ no contemplan su llegada. Ven muy caro al ‘7’ para la edad que tiene, y no quieren caldear las relaciones, ya de por sí tensas, con el Atlético.

 

Para colmo, ya hay un elegido para ser ‘la gran estrella’: Kylian Mbappé. Más caro, pero mejor y más joven. Si no llegara el crack del PSG, el ‘plan B’ es su compañero, Neymar. Por lo tanto, ‘Grizzi’ no es más que el tercer plato.

Descartado.