BOMBA EXPRÉS INCREÍBLE ¡Se despide de la plantilla!: las claves

Han pasado 3 meses pero aquella derrota del Barcelona ha tenido sus consecuencias

Era el 25 de mayo cuando el Barcelona jugaba contra el Valencia la final de Copa del Rey. Con dos dinámicas muy diferentes. El Barcelona venía de ser campeón de Liga pero después de un monumental fracaso en Champions tras caer contra el Liverpool en Anfield.

EL equipo de Valverde ganó el partido de ida por 3 goles a 0. Después de un golazo descomunal de Leo Messi y una segunda parte donde pudo pasar de todo, también tuvo opciones el Liverpool de marcar, el Barça cerró el partido con una diferencia más que buena y positiva para ellos.

En el partido de vuelta todo se torcía apenas comenzado el partido con el gol de Origi. Pudo marcar el Barcelona antes del descanso y cerrar la eliminatoria pero Alisson estuvo inmenso de nuevo. El portero brasileño es una pesadilla para el Barcelona. Luego la hecatombe. 3 goles del Liverpool dejaban por segundo año consecutivo sin final al Fútbol Club Barcelona. Al carrer.

Marcelino García Toral

El Valencia había empezado la primera vuelta en puestos de descenso. Pero fue remontando hasta ganar el último partido en casa del Valladolid y acabar cuarto. En puestos Champions. Objetivo cumplido para Marcelino y los suyos y además como premio final de Copa.

La primer parte fue completamente ché. El conjunto entrenado por el asturiano pasó por encima al equipo culé y se fue al descanso ganando 0-2- El Barça reaccionó tras el descanso y llegó a marcar gol. Estuvo a punto de empatar pero el partido tenía ya un ganador: el Valencia.

Aquella victoria enamoró a todo el valencianismo y enterraba a Valverde. Pero meses después, el fútbol siempre sorprende, todo ha cambiado. Valverde sobrevivió y el que ha sido cesado esta misma semana es… Marcelino.

Y ayer salió para despedirse ante los medios de comunicación y dejo muy claro que el motivo de su despedido, entre otros era ¡el haber ganado la Copa! Dijo el ya ex entrenador del Valecnia que el dueño del club, Piter Lim, le dijo que, literalmente, tirará la Copa y se centrará en entrar en Champions.

Aunque al final consiguió ambas cosas Piter Lim ya le puso la cruz. No le gustó que le desafiará. Esta semana le destituye y en su lugar ha colocado a un novel como es Albert Celades.

ES la primera vez en la historia que una victoria en una final supone un motivo de un despido. Lo que no pasé en Valencia no pasa en ningún sitio.