¡Escándalo! Zidane les canta las cuarenta ¡Ojo a su aviso por esto!

El técnico francés habla en serio con el grupo

El Real Madrid lleva 21 partidos sin conocer la derrota, de hecho no hinca la rodilla desde el duelo de liga del 19 de octubre en Mallorca, en un partido en el que los de Chamartín aún se lamían las heridas tras el zarandeó que les propinó el PSG en Champions League (3-0), por lo que puede decirse que el conjunto de Zidane está en el mejor momento de la temporada. Sin embargo al míster galo hay algo que le inquieta y le ronda la cabeza, y no lo quiere ni ver a aparecer en sus jugadores: la sospecha de la relajación

Y le surgió esa duda al ver el partido y resultado de Copa del Rey de ayer en Miranda de Ebro, donde el Mirandés, un equipo de Segunda División, tiró de garra y coraje no solo para ganar a un Primera División y colarse en la semifinales de la competición del KO, sino que les goleó y por momentos, durante amplias fases del partido, fue muy superior. Para Zidane, el Villarreal sufrió por no estar preparado para el reto que entrañan las eliminatorias.

Está claro que los jugadores del Real Madrid están más acostumbrados a ellas que los del Submarino Amarillo, pero Zizou les ha leído la cartilla a sus jugadores sobre dos cosas: una, pese a ser líderes en liga y no haber perdido desde hace meses, no han ganado aún nada y cada partido supone empezar de cero. No quiere relajaciones. El segundo aspecto es que cualquier equipo hoy en día en el fútbol, por pequeño que sea, puede igualar en ritmo e intensidad a un grande y mandarle a la lona.

Hazard

Y eso para el francés es inaceptable. Ni hoy ni nunca. Además del preaviso que les lanza su preparador, los jugadores merengues reciben la visita de un equipo muy en forma, con jugadores extraordinarios y que visitan el Santiago Bernabéu sin nada que perder. La Real no es un cualquiera este año. Zidane es especialmente precavido cuando no convoca a Casemiro, que es el caso y ocurre poco, y por eso les ha lanzado un serio aviso a los protagonistas de esta noche. Hay que correr y querer ganar, eso es lo primero. Es más, el que no lo haga estará sentenciado para él. Escándalo de intensidad del míster.

Real Madrid