¡150 millones!: La bomba de Zidane (y no es Pogba ni Mbappé ni Kanté)

El técnico del Real Madrid insiste.

Zinedine Zidane no está del todo contento con el inicio de temporada, está viendo que faltan cosas, sobre todo en la parte ofensiva del equipo donde las alternativas son suficientes pero sigue faltando algo de gol. Es por ello que para el año que viene tiene una prioridad: un delantero goleador.

Aunque Kylian Mbappé es el preferido por todos, parece que poco realista contar que se va a fichar al delantero del Paris Saint Germain después de que pidieran 300 millones de euros por Neymar. Posiblemente pidan 350 millones como mínimo para hacerse con los servicios del campeón del mundo.

Con ese precio sobre la mesa, se hace imposible el fichaje de Mbappé, por lo que Zinedine Zidane quiere gastar los 150 millones de euros que le ha prometido Florentino Pérez para "el capricho" que quiera en el delantero Sadio Mané, quien sigue demostrando en el Liverpool que es posiblemente uno de los jugadores más infravalorados del fútbol europeo y no tiene nada que envidiar a su compañero Mohamed Salah, con quien discutió fuertemente esta semana y su relación no pasa por el mejor momento.

El fichaje de Sadio Mané también se priorizaría frente a los centrocampistas franceses Paul Pogba y N'Golo Kanté, ya que el precio de ambos puede ser excesivo y por el mismo precio puede contratar al delantero senegalés, el cual es actualmente más necesario para los intereses del conjunto madridista.

Sadio Mané ya ha estado en la agenda de fichajes del Real Madrid desde primavera y las negociaciones con él se pararon tras conquistar la Champions League con el Liverpool, momento en el que decidió seguir a las órdenes de Jurgen Klopp al menos una temporada más. Aún así su mala relación con Mohamed Salah podría facilitar su salida de cara al año próximo, una buena noticia para Zidane.