¡Dos semanas y adiós! Florentino Pérez llega al límite y defenstra a Zidane

El presidente blanco cansado de la situación del Real Madrid

Las nuevas lesiones que ha sufrido el Real Madrid en el parón de las selecciones han terminado por agotar la paciencia de Florentino Pérez. No se recordaba una plaga de lesiones tan grande en la historia reciente del conjunto blanco. Lo de ayer ya roza lo esperpéntico, según el presidente. De los 28 jugadores que jugaron el partido entre Gales y Croacia, solo dos cayeron lesionados: Gareth Bale y Luka Modric.

Para la directiva blanca hace mucho tiempo que las lesiones le parecieran una casualidad. La lesión de Marco Asensio en el primer partido de pretemporada puede achacarse a la mala suerte. El resto de lesiones sufridas no. No por varios motivos, pero el principal es que son musculares y la mayoría en el mismo grupo muscular.

Si bien es cierto, Zidane y su cuerpo técnico achacan estas lesiones a la mala pretemporada realizada. Pero no por su culpa, si no por la mala planificación que se hizo desde el club. Muchos viajes, muchos partidos fuera de España. Así ha sido imposible encontrar el equilibrio físico en la plantilla.

A Florentino estas palabras le suenan a excusa y, como ya advirtió a Zidane, Gregory Dupont está en el punto de mira. Sobre todo, porque tampoco ha congeniado bien con la plantilla. Cuando un equipo tiene tantas lesiones ya empieza a dudar incluso de si el preparador físico está preparado para llevar a cabo su trabajo.

2 semanas, es el tiempo de confianza que le da Florentino a Zidane. Hasta el clásico. Si para entonces hay algún lesionado más fruto de una rotura muscular o una mala gestión del preparador físico de sus jugadores, habrá cambios. No quiere oír más excusas. El virus FIFA se ceba con el Real Madrid. Pero el Madrid se lo pone fácil. Así es imposible. Algo tiene que cambiar. Y debe hacerlo ya.