¡No vuelve tras el parón! No le querían y le han pagado para que se vaya

Zidane no contaba con el jugador y se va después de ser uno de los fichajes estrellas

No todos los fichajes pueden salir bien. De hecho si miramos a nuestro equipo y hacemos un repaso de los fichajes de los últimos años podemos ver que suele ser lo segundo. Que los fichajes suelen salir más mal que bien y que los que triunfan son menos de los que deberían. Es la diferencia entre un director deportivo con éxito y uno que no lo tiene.

Si pensamos en un director deportivo todos pensamos en Monchi. El de Sevilla recogió al equipo en segunda división y lo llevó hasta jugar la Champions League y ganar títulos europeos. Jugadores hasta el momento desconocido como Luis Fabiano, Daniel Alves, Adriano, Julio Baptista llegaron con él.

Pero no siempre es sota, caballo, rey. Monchi se fue a la Roma y allí no pudo repeteir el éxito que tuvo en el conjunto de Nervión. Tras año y medio fue cesado de su cargo, a pesar de que el equipo romano a punto estuvo de llegar a la final de Champions, y volvió a Sevilla para sustituir a Joaquín Caparros.  Este año ha hecho 12 fichajes, entre ellos el de Chicharito Hernández. El Sevilla ya tiene 7 puntos sobre 9.

El Real Madrid ha fichado muchos cracks pero también muchos jugadores que no han rendido al nivel deseado. Hubo rumores, acallados por él mismo, sobre que el Madrid iba a ceder a Jovic tras pagar por él este verano 60 millones de euros. De momento Jovic suma minutos y se va ganando poco a poco la confianza de Zidane.

Quien no lo podrá hacer más es Lucas Silva. El medio centro brasileño llegó hace 4 años al Madrid y tras una serie de cesiones, un problema cardíaco y una vuelta a Madrid con mucho suspense finalmente no seguirá siendo jugador blanco. Se va por la puerta de atrás tras rescindir el contrato fuera del plazo de fichajes. Esto hará que no pueda fichar por ningún equipo español hasta que se vuelva a abrir el mercado.  

 

Veremos donde busca ahora su futuro Lucas Silva. Apuntaba a ser una estrella pero de momento tiene que empezar de nuevo de 0. El Real Madrid no espera por nada ni nadie.