Pep Guardiola se adelanta a Florentino Pérez y se lleva a un galáctico

El Manchester City, más rápido que el Real Madrid

El Manchester City está más que listo para abordar el fichaje de un central en este mercado de invierno. Tras un verano tranquilo, sin apenas fichajes, tan solo el de Rodrigo Hernández desde el Atlético de Madrid, la repesca de Angeliño y el de Joao Cancelo, disponen de dinero de sobra. Y, si ya tenían previsto contratar a un zaguero, ahora más que antes tras la lesión de Aymeric Laporte, que será baja varios meses.

El galo, líder de la defensa, se ha roto el menisco, dejando a Nicolás Otamendi y John Stones como únicas opciones. Y este último también arrastra una lesión, por lo que Pep Guardiola deberá reciclar a Fernandinho en más de un encuentro. Conscientes de que así no se puede ganar una Champions League, su gran obsesión, están decididos a hacer una inversión millonaria para llevarse a un central de garantías: Milan Skriniar.

El jugador del Inter de Milán es uno de los defensas más cotizados de la actualidad. A sus 24 años, acumula ya más de 100 partidos en la élite, es indiscutible en los planes de Antonio Conte y destaca por su inteligencia, su fuerza, su robustez, su sobriedad, su juego aéreo y su salida de balón. Cualidades que le han llevado a estar en la agenda de Barça y Real Madrid.

El ex de la Sampdoria es todo un baluarte defensivo y desde el Giusseppe Meazza se han apresurado a tasarle en unos 90 millones de euros, una cifra que le haría convertirse en el zaguero más caro de la historia, superando a Virgil van Dijk e igualado con Harry Maguire, reclutado este verano por el Manchester United. Una cantidad que el City está dispuestos a pagar.

O la otra solución es incluir los servicios de algunas piezas sin minutos bajo las órdenes de Guardiola, como Benjamin Mendy, Gabriel Jesús…

Sea como sea, Skriniar apunta al City irremediablemente.