Yerry Mina ya sabe que crack del Barça jugará con él en el Everton

El club 'toffee' puede ser el destino de otro jugador azulgrana

Yerry Mina ya se encuentra en Inglaterra para reincorporarse a los entrenamientos del Everton, una vez sus vacaciones tras disputar la Copa América con su selección, que no pudo pasar de cuartos de final, han concluido. Ahora tendrá la misión de ponerse al 100% y de convencer a Marco Silva para ganarse un puesto en el once inicial.

Tras una temporada pasada lastrado por las lesiones, el ex del Barça quiere aprovechar la marcha de Kurt Zouma para convertirse en indiscutible. Partirá con desventaja respecto a sus competidores, Holgate y Pennington, que llevan más rodaje en pretemporada, pero espera poder remontar y estar a punto antes de comience la Premier League, el día 10 de agosto, ante el Crystal Palace 

Y el cafetero sabe que, antes de que finalice el periodo de fichajes, el día ocho, el club ‘toffee’ tratará de abordar algún fichaje más. No descartan traer a un central más experimentado, después de la marcha de Phil Jagielka, capitán y emblema de la entidad, al Sheffield United. Pero la prioridad, hoy por hoy, es lograr la incorporación de un extremo que juega en el Camp Nou, Malcom.

Es una petición expresa del técnico portugués y preparan una oferta de 40 millones de euros por él. No cuenta para Ernesto Valverde y el Barça vería con buenos ojos su salida. Las negociaciones han comenzado y esperan poder cerrarse en los próximos días.

En Goodison Park ya han dado salida a Nikola Vlasic, rumbo al CSKA de Moscú, en el que estuvo cedido el año pasado, y a Ademola Lookman, al RB Leipzig, donde también estuvo cedido hace dos cursos. De igual manera, también se le busca destino a Kevin Mirallas y a Yannick Bolasie, que el año pasado militaron en la Fiorentina y en el Anderlecht, respectivamente, y tampoco convencen Theo Walcott y hay dudas sobre Henry Onyekuru.

Por tanto, solo Richarlison y Bernard serían competencia para Malcom.