El fichaje más inesperado del Real Madrid que agrada a Zidane

El jugador llega a última hora gracias a otro compañero

Cuando las cosas van mal siempre es bueno tener un fichaje. Aunque sea inesperado o aunque no sea un fichaje propiamente dicho. Que se lo digan a Zidane con James y Bale. El colombiano el año pasado no estaba en la plantilla y volvía tras la cesión, se puede considerar un fichaje aunque nunca ha dejado de formar parte del Real Madrid.

Realmente nos parecía imposible que James formará parte del Real Madrid esta temporada. Porque tras dos años parecía ya muy lejos del radar blanco y de la dinámica del Real Madrid. Además estaba Zidane. El entrenador francés fue el “culpable” de la marcha de James del Madrid hace dos años. Su relación nunca fue buena y al final la salida del colombiano fue por la puerta de atrás. Este verano volvía para salir pero al final se quedará, al menos, hasta Enero. Zidane ya está dándole minutos.

Gareth Bale tampoco parecía que iba a seguir. El galés tiene una relación complicada con Zidane. Muy complicada. En pretemporada Zidane llegó a decir que “si Gareth se va hoy, mejor que mañana”. Poca broma. Pero finalmente el tiempo pone a cada uno en su lugar. Bale estuvo a punto de irse a China, faltó su firma. No llegó. Hoy Bale es titular y ya lleva dos goles en liga, los mismos que Karim Benzema. Es el máximo goleador del equipo. Otro fichaje inesperado.

El Madrid fichó este verano a Rodrygo. El brasileño llegó desde el Flamengo para , a priori, ser jugador de la primera plantilla. Pero no pudo ser porque el equipo blanco tenía ya 3 extracomunitarios: Valverde, Vinicius y otro recién llegado, Militao. Rodrygo fue al Castilla esperando que se solucionará el problema. La única solución era que salieran uno de los tres o que alguno recibiera la nacionalidad española. Valverde era el único que podía, es el que cumplía los requisitos de estancia en España, y ya se la han concedido.

De esta forma Rodrygo podrá jugar con el primer equipo. Otro “fichaje” inesperado más para Zidane. El jugador ha sido inscrito en el Castilla pero podrá subir al primer equipo cuando Zidane lo crea necesario. Además el plan es que entrene siempre con el primer equipo. El Bernabéu está deseando verle jugar. Por fin algo de ilusión.