¡Le echan de menos! El brasileño dice que el Barça le ha pedido que vuelva

Increíble: le necesitan y le suplican que vuelva al Barcelona

El Barça se ha obsesionado en época de mercado y eso se ha visto reflejado en unas ventanas de fichajes que le han hecho hacer más operaciones, quizá, de las necesarias, y seguramente varias de ellas muy engordadas. Prueba de ello es el rendimiento en base a la inversión realizada de jugadores como Ousmane Dembelé o Philippe Coutinho, que ni han respondido ni han alcanzo una regularidad suficiente como para invitar al optimismo.

De hecho el brasileño tuvo que salir de la Ciudad Condal en busca de minutos. También forzado por la propia entidad catalana para posibilitar que Antoine Griezmann encajara en la plantilla y el intento por Neymar (los brasileños han sido una debilidad en el Barcelona). El francés, sin embargo, es hoy una de las principales preocupaciones en Can Barça (el galo no solo no brilla, sino que se le ve ausente, desconectado y fuera de lugar en el esquema azulgrana). Por su parte, hoy en el Bayern de Múnich, Coutinho volverá al final de temporada y su puesto está en discusión, ya que el mismo jugador no desea volver a vestir la camiseta culé.

Philippe Coutinho

No fue el único jugador en salir. Uno de los movimientos más polémicos este verano fue la venta de Malcom, por 40 millones del euros, al Zenit de San Petersburgo. El carioca, que arribó en Barcelona hace dos veranos procedentes del Girondins de Bordeaux por 41 kilos, cuajó interesantes partidos y siempre respondió sobre el césped, pero la incompatibilidad de su presencia sobre el césped junto a su compatriota, Leo Messi, Luis Suárez y El Mosquito dinamitaron sus opciones de colarse en el once, buscando una salida.

Sin embargo, el extremo, desde Rusia, ha sorprendido asegurando que los hinchas del Barcelona le piden intensamente que vuelva al Barcelona, donde es bastante querido. Y eso no es casual. Su buen rendimiento sobre el tapete las veces que tuvo la posibilidad de jugar hacen, según Malcom, que exista un buen recuerdo en la hinchada blaugrana sobre su persona: él asegura que siempre que le dieron la oportunidad de jugar lo hizo bien. Nadie podrá decirle que es falso, aunque parece poco probable su vuelta, más si cabe con la incursión de Ansu Fati.