El Madrid le enseña la puerta: cedido dos años en enero ¡y al eterno rival!

Permite que salga y a uno de sus rivales directos

En el Real Madrid todas las miradas de cara a esta temporada, más allá de los objetivos deportivos, que permanecen intactos, están puestas en que Casemiro no se lesione. Es cierto que hay otras preocupaciones estadísticas, ya que el cuadro de Zidane genera muchas ocasiones, demasiadas, y que materializa proporcionalmente pocas de ellas. A los Rodrygo Goes, Vinicius Junior, Karim Benzema, Eden Hazard… les está costando anotar las numerosísimas oportunidades que tienen de cara al marco, como se vio ayer en Mestalla. Sin embargo, en el club esto no desilusiona en exceso, ya que se están repartiendo los goles (a excepción del 9 francés, que es pichichi de LaLiga) y el acierto, creen en el seno blanco, se incrementará cuando Luka Jovic despierte y los brasileños y el belga afinen su puntería.

También es verdad que la faceta defensiva ha estado puesta en entredicho durante algunas fases de la temporada, no obstante parece que los Raphael Varane, Sergio Ramos, Marcelo, Mendy y Carvajal se están asentando y equilibran el balance, siendo ya el segundo equipo menos goleado (junto con el Athletic Club de Bilbao) de la competición española, solo por detrás del Atlético de Madrid (a los 12 tantos encajados por los blancos y vascos, les superan los 10 de los colchoneros).

Benzema

Es normal que haya debate en el seno de la institución merengue, siempre lo hay. Pero así como la continuidad de Jovic no está puesta en entredicho, ya que se confía mucho en su capacidad goleadora y solo el gran momento de Benzema es el que condena al ariete serbio al ostracismo, sí hay otro jugador condenado. Y es que del ataque a la defensa, pasando por la contención, los planes blancos de presente y de futuro, con Zidane y sin él, no pasan por conservar a Mariano Díaz, que tiene sus horas contadas desde que se iniciara la competición y que saldrá en este mismo mercado invernal, siendo el Espanyol el equipo mejor posicionado para llevárselo. En principio. Porque puede entrar en la puja otro club más cercano a la capital y que es uno de los rivales directos de los de Chamartín.

Y ese es el Atlético de Madrid, que aceptaría la cesión del punta dominicano hasta final de temporada, e incluso una más, ya que buscan un sustituto de garantías y poco costoso (se iría cedido, por lo que el valor es únicamente el de su ficha, 4 millones de euros) que supla a Diego Costa, y el delantero madridista ofrece ambas cosas. Si a eso unimos que Florentino quiere deshacerse de él cuanto antes, el acuerdo podría llegar en las próximas fechas. Mariano se irá, falta ver si se desplaza de un barrio a otro de Madrid o pone rumbo a Barcelona