¡Última hora! Le daban por retirado pero ha vuelto. ¡Larga vida!

En enero de 2020 volverá a pisar los terrenos de juego tras meses fuera de ellos

Cuando se tiene gen luchador se consiguen batallas que gran parte de la población dan por perdidas porque ellos saben que las perderían. El que fuese portero del Real Madrid, santo y seña de su portería durante más de 15 años (nunca mejor dicho lo de Santo), fichó en verano de 2015 por el Oporto portugués tras dos temporadas extrañas en su club de toda la vida donde era cuestionado por una parte importante de su afición. 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Memories 📼 #tbt #2yearsago

Una publicación compartida de Iker Casillas (@ikercasillas) el

Cuando se terminaba la tercera temporada de Iker Casillas en el Oporto sufrió un infarto al corazón que le hizo dejar, al menos de momento, la alta competición. De hecho, a comienzos de esta temporada asumió un nuevo rol en el equipo que le lleva a ocupar los banquillos durante los partidos y a asistir a todos los entrenamientos para ser el enlace entre la plantilla y el cuerpo técnico. Cuando se anunció esto, muchos ya le estaban retirando, pero fue el propio Iker quien salió al paso para desmentir tal afirmación y confirmar que luchará hasta el final por volver a ser portero del Oporto a lo largo de esta temporada. 

Otro ex madridista que también coincidió con Casillas en el equipo blanco es Fabio Coentrao. El lateral izquierdo ha estado unos meses sin equipo, desde que el pasado mes de junio terminase su contrato con el Sporting de Portugal. Si se cumple lo que afirma la prensa turca el que fuese internacional portugués jugará a partir del mes de enero en el Fenerbahçe turco. Actualmente es el cuarto clasificado en la liga turca y de confirmarse sería la vuelta a los terrenos de juego de Fabio a sus 31 años. 

El año pasado Coentrao rechazó una oferta proveniente de Grecia por la situación del país pero este año está decidido a aceptar esta que llega de Turquía. Parece ser que aún queda pila en las piernas de Coentrao. Veremos a qué nivel vuelve.