¡OJO! Ancelotti le quita un jugador al Madrid, ¡lo que le faltaba a Zidane!

El jugador encantando de volver con su antiguo entrenador

Últimas horas del mercado de fichajes y la cosa está caliente. Muy caliente. El Barcelona intentará a la desesperada el fichaje de Neymar, aunque ambas partes lo dan ya por imposible y se emplazan al año que viene. Veremos si el Atlético consigue cerrar alguno de sus objetivos, aunque para eso debe de dejar salir algún jugador, cosa que se ha complicado por el momento. Y de qué manera.

Correa iba a ir al Milán pero de momento se quedará en el Atlético, salvo oferta y acuerdo de última hora. El Milán va a cerrar a Ante Rebic y mandará a Alemania cedido a Andre Silva. La operación es buena para el equipo de Milán pues el portugués ex del Sevilla no contaba y con el croata tendrán un jugador de banda con mucho gol. Justo lo que buscaban con Ángel Correa.

correa atlético

El resto de primera división vive pendiente del fax y de las ofertas de última hora. Hay equipos que ya han ocupado el límite salarial. No pueden firmar más jugadores e incluso algunos tienen problemas para inscribir a algunos de los nuevos jugadores. La Liga es muy estricta con esto y no hay miramientos. Si no tienes 40 millones de masa salarial y con un jugador se sobre pasa un céntimo, el jugador debe de quedarse fuera. No hay miramientos. Le pasó a Pedro León con el Getafe hace unos años.

El Madrid quiere hacer una última operación, de las llamada bomba, antes de cerrar a las 12 el mercado hoy. Ya sea Pogba, que parece imposible, Bruno Fernandes, serían 70 millones, Eriksen, marcó y jugó ayer… las opciones se acaban. Había sonado Zlatan Ibrahimovic el pasado fin de semana pero el Nápoles y Carlo Ancelotti se han metido de por medio.

El ex entrenador del Madrid y del PSG tuvo al sueco en el equipo parisino. Siempre ha mantenido con él muy buen relación. De respeto mutuo. Tras las calabazas de James busca el Nápoles dar un golpe de efecto final. El pasado finde perdió en Turín en el minuto 94 después de empatar el partido y ponerse 3-3. La afición está con el equipo pero necesita quizás un aliciente más. Ahí aparece Zlatan. Puede ser la guinda al pastel. Otro pretendido que se le puede escapar a Florentino. Menudo veranito.