El Tottenham le complica la vida a Florentino Perez y le estrangula

Aunque dan por perdido a Eriksen están desesperando al Real Madrid

Si hay un presidente famoso por sus habilidades negociadoras y su dureza ese es Daniel Levy. El máximo dirigente del Tottenham Hotspur es famoso por lo mucho que dilata todas las operaciones que le incumben para poder agotar a la otra parte y salirse con la suya. En este caso Levy se las está teniendo que ver con otro gallo, Florentino Pérez, y la batalla psicológica está siendo durísima.

Eriksen

Tras un verano pasado en el que ambos estuvieron cerca de llegar a un acuerdo, los Spurs al final se plantaron por unos pocos millones de euros que el Madrid se negó a alcanzar. Florentino y Jose Ángel Sánchez sabían que cuanto más tiempo pasase más sería su fuerza en la negociación, ya que el contrato de Eriksen finaliza el 30 de junio de 2020. Y esta es una de las claves de la negociación, porque si no llegan a ningún acuerdo, el jugador queda libre y supondría que se iría gratis a donde quisiese. 

Por este motivo Levy ha lanzado un aviso a navegantes: no tendrá problema en venderlo a un equipo de la Premier aunque eso supusiese reforzar a un rival directo. Este mensaje va directamante para las oficinas del Bernabeu haciéndoles saber que si esperan hasta el final del contrato del mediocentro danés pueden llevarse una sorpresa inesperada y desagradable: una venta a algún equipo inglés in extremis que dejaría al Madrid y a Zidane sin su deseo de Reyes.

El jugador tiene muy claro que quiere cambiar de aires y ni tan siquiera un técnico como José Mourinho, con su carisma y su personalidad, ha podido convencer al internacional de que renueve con el club londinés para continuar allí con su carrera. Así pues, ahora la duda está en saber si Eriksen saldrá del Tottenham el próximo mes de enero o ya en el verano de 2020.