Bombazo para el PSG, le vuelve a dar calabazas al jeque ¡y apenas juega!

Manchester United y Tottenham siguen llamado a su puerta

Líneas y más líneas se han escrito este verano (y se escribirá, a buen seguro, el siguiente) sobre el futuro de uno de los grandes jugadores emergentes de Europa. No es para menos, a sus 25 años es una de las perlas del mundo del futbol y no goza de sus mejores momentos en su club, lo cual lo convierte en uno de los objetivos más interesantes para otros grandes de las ligas más dominadoras del continente.

De hecho así ha sido, Paulo Dybala ha sonado para el Tottenham, que llegó a preguntar seriamente por él tras el fichaje de Tanguy Ndomebelé y al que en Londres querían darle las riendas del nuevo proyecto, antes, eso sí, de la llegada de Giovanni Lo Celso. Otro club que trató de contratarle fue el Manchester United de Ole Gunnar Solskjaer que veía en él a la mejor piedra sobre la que edificar todo el balance creativo de tres cuartas partes del campo para adelante. Sin embargo la permanencia de Paul Pogba en el club inglés y los desembolsos de los red devils en defensa imposibilitaron a los británicos realizar una apuesta que se habría ido a más allá de los 100 millones. Sin embargo, ambos volverán a la carga por él en la próxima apertura de mercado, incluso, si se pone a tiro y no juega en su equipo, este mismo invierno.

Neymar, con el PSG

El último en la puja era uno de los equipos que más le desearon y que, seguramente, volverá a la carga por él en la próxima ventana veraniega, el año próximos: el PSG. Los parisinos, que han cerrado el culebrón de la temporada estival por Neymar con un portazo al Barça, no se lanzaron a por el sudamericano al quedarse, al menos un año más, con el 10 de la canarinha. Pero eso puede cambiar en cuanto el carioca salga del Parque de los Príncipes.

También se ha quedado en parte por la negativa del mismo jugador argentino a salir rumbo a la capital de Francia: él deseaba seguir, al menos un año más, en la disciplina de la Juventus de Turínya que llegó tarde al grupo juventino tras la disputa de la Copa América y quiere demostrar que sigue siendo el crack que se pensaba. La falta de voluntad de Dybala fue el detonante para suspender cualquier venta rumbo a París, algo que ha corroborado este fin de semana el director deportivo del club bianconeri, Fabio Paratici, asegurando que Dybala no saldrá (pese a que aún hay tiempo de venderle durante el día de hoy): La Joya se queda en casa.